Las terrazas Covid cierran en su mayoría, aunque el plazo permitido es hasta el 7 de enero – Covid terraza gehienak itxita daude, hala ere, baimendutako epea urtarrilaren 7ra artekoa da.

La llegada del frío y el fin de las restricciones han hecho que muchas de las terrazas que se instalaron durante la etapa más dura de la pandemia hayan optado por echar el cierre. Con todo, la valoración de su apertura es muy positiva.

ANAPEH, en los momentos más duros de la pandemia, se puso manos a la obra para ayudar a las empresas hosteleras a solicitar la apertura y ampliación de terrazas que permitieran en la medida de lo posible mantener los negocios cuando los interiores estaban cerrados o bien la reducción de aforos impedía el desarrollo normal de la actividad. Así, se tramitaron desde la asociación hostelera hasta 180 autorizaciones y ampliaciones, un trabajo ingente que se sumó en su momento a las reivindicaciones del sector y la tramitación de las ayudas de cada línea puesta en marcha por los diferentes gobiernos.

Ahora, con el fin de las restricciones y la vuelta a las barras, unidas a la llegada del frío, muchas empresas han optado por echar el cierre, pese a que las autorizaciones estarán vigentes hasta el 7 de enero. Los motivos para cerrar son varios, ya que a los ya mencionados se suma la complicación de mantener dos espacios, muchas veces alejados de la sede del negocio, con necesidades de plantilla y trabajo duplicadas. De hecho, las terrazas que mantendrán el servicio hasta enero son sobre todo las ampliaciones de terrazas permanentes en mesa y las de mesas altas o barriles anejas al negocio.

Valoración muy positiva

La respuesta por parte de las empresas asociadas a la posibilidad de instalar terrazas puede decirse que fue masiva. Como ya hemos dicho, 180 empresas solicitaron ayuda a ANAPEH para tramitar los permisos para su instalación, unas estructuras que han sido un chaleco salvavidas para muchos negocios y que ha permitido mantener empleos que de otra manera hubieran desaparecido. La valoración, trasmitida por las empresas asociadas a ANAPEH, ha sido también muy positiva, ya que ha permitido a una parte importante del sector mantener la actividad con unos mínimos aceptables.

Hotzaren iritsieraren eta murrizketen amaieraren ondorioz, pandemiaren garairik gogorrenean ezarri ziren terraza asko ixtea erabaki dute. Hala ere, irekieraren balorazioa oso positiboa da.

ANAPEHek, pandemiaren unerik gogorrenetan, ostalaritza enpresei terrazak irekitzeko eta zabaltzeko eskarietan lagundu zien, ahal zen neurrian negozioei eutsi ahal izateko barrualdeak itxita zeudenean edo edukiera murrizteak jarduera normaltasunez garatzea eragozten zuelako. Horrela, ostalaritza elkarteak 180 baimen eta zabaltze izapidetu zituen, eta lan eskerga horrek bat egin zuen sektorearen aldarrikapenekin eta gobernuek abian jarritako ildo bakoitzeko laguntzen izapideekin.

Orain, murrizketen amaierarekin eta barretara itzultzearekin batera, hotzaren etorrerarekin batera, enpresa askok itxiera egitea erabaki dute, nahiz eta baimenak urtarrilaren 7ra arte egongo diren indarrean. Ixteko arrazoiak bat baino gehiago dira; izan ere, lehen aipatutakoez gain, zaila da bi gune mantentzea, askotan negozioaren egoitzatik urrun daudenak eta plantila eta lan premia bikoiztuak dituztenak. Izan ere, urtarrilera arte zerbitzua mantenduko duten terrazak terraza iraunkorrak  dira batez ere mahaian eta mahai altuan edo upeletan haien negozioetatik kanpo.

Balorazio oso positiboa

Terrazak jartzeko aukerari lotutako enpresen erantzuna masiboa izan zela esan daiteke. Esan dugun bezala, 180 enpresak eskatu zioten laguntza ANAPEHri instalatzeko baimenak izapidetzeko. Egitura horiek salbamendu txalekoa izan dira negozio askorentzat, eta bestela desagertuko ziren enpleguei eustea ahalbidetu dute. ANAPEHko enpresa kideek emandako balorazioa ere oso positiboa izan da, sektorearen zati handi batek jarduerari gutxieneko onargarri batzuekin eustea ahalbidetu baitu.